Esta frase del título es tan mencionada que llega incluso a menospreciarse su certeza. Durante muchos años de mi vida he priorizado el trabajo individual al trabajo en equipo. La razón de esto es que seguido tiendo a exagerar en la realización de mis actividades, hasta el punto que llego a ser un perfeccionista extremo. Esto por supuesto es malo porque quiero mejorar cosas que están bien hechas, lo que me quita tiempo valioso que puedo dedicar a otros proyectos.

La unión hace la fuerza

© Piumadaquila – Fotolia.com

Por supuesto comprendo mi problema pero no es sencillo cambiar una parte de la forma de ser en un par de días. Este tipo de cuestiones son algo a lo que hay que dedicarle tiempo y dedicación. Adquirí mi mal hábito de ser perfeccionista desde pequeño, cuando en mi primer trabajo el jefe siempre decía que prefería hacer las cosas el mismo para hacerlas bien. Y sí, solo las cosas poco importantes eran las que delegaba a su personal.

Ahora, muchos años después me he dado cuenta de la importancia de trabajar en equipo, y mejor aún, lo he comenzado a poner en práctica. Porque por más bueno que seas en lo que haces, el día que comienzas a tener un poco de éxito es seguro que el trabajo va a aumentar, y si quieres seguir teniendo una vida propia tendrás que conformar un equipo de trabajo y confiar en este.

Se dice tan fácil porque para muchas personas lo es. Trabajar en equipo es una habilidad que algunos desarrollan rápidamente, mientras que para otros, entre los que me incluyo, puede resultar en un verdadero reto. Y después de muchos años de tenerlo en mente por fin me he unido de manera formal a un amigo, para juntos comenzar un proyecto de un blog educativo, ya que ambos somos profesores.

Es así como en el último par de meses he comprendido por fin el valor de unir esfuerzos, y sobre todo, he sido testigo de que los resultados se logran más fácilmente cuando se cuenta con alguien. Porque no voy a mentir, he tenido momentos de debilidad y mi amigo me ha sacado adelante, en lo que respecto al proyecto mencionado, e igual me ha tocado motivar a mi amigo. Quizá si hubiese sido un proyecto en solitario ya lo hubiese abandonado.

Por todo esto te recomiendo que si estás en busca de un objetivo más o menos ambicioso busques a alguien que comparta tu visión y en quien puedas confiar para comenzar un proyecto. Unir fuerzas tiene muchas ventajas, y en un mundo tan competido en todos los aspectos necesitarás cada una de ellas.

Olmo Axayacatl (147 Posts)

Ingeniero y horticultor de profesión. Forecaster de zarzamora. Tiene en las matemáticas, física y química sus materias favoritas. Viajar es su anhelo, escribir uno de sus pasatiempos. Gusta de aprender y enseñar. Puedes seguirlo en twitter en @olaxpiston


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
Por qué es tan importante la escalabilidad en las startup

¡Únete a nuestra comunidad!

¡Gratis!

 

Por unirte a nanoproyectos recibirás nuestros contenidos para emprendedores y descuentos en nuestros servicios.

 

La subscripción a esta lista implica la aceptación de los  términos de uso.

Para completar el proceso de registro, haga clic en el vínculo del mensaje que acabamos de enviarle.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This